The Imitation Game, cuando un genio es diferente

“Qué explicación tienen los diferentes gustos, las distintas preferencias, si no es que nuestros cerebros trabajan de forma diferente, que pensamos diferente”

The Imitation Game y el amor libre

The Imitation Game y el amor libre

The Imitation Game habla sobre Alan Turing, uno los científicos encargados de descifrar a Enigma, una máquina de codificación de mensajes por la que los alemanes se comunicaban durante la guerra.

Alan Turing está considerado uno de los padres de la ciencia de la computación y precursor de la informática moderna. El desciframiento de Enigma fue un punto clave para ganar la II Guerra Mundial. Sin embargo, nada de esto le sirvió cuando se descubrió que era homosexual.

En aquella época, la homosexualidad era un delito penado. Turing, intenta ocultar sus inclinaciones saliendo con la única chica del equipo. Sin embargo, tanto la chica como sus compañeros se dan cuenta de que es homosexual y los rumores se van extendiendo por el campamento.

Pese a todos sus logros en varios campos científicos, Alan Turing fue condenado por homosexual y se le dio a elegir entre la castración química o la cárcel. Eligió la castración química. Él sabía que desde la cárcel no podría trabajar y por ello tomo la castración química como mejor opción. Sin embargo, los desajustes hormonales hicieron que su físico y sus capacidades mentales se viesen mermadas.

Finalmente, Alan Turing se suicidó en 1959. Murió a causa de una sobredosis de cianuro.

Siempre nos quedará la duda de qué podría haber logrado Alan Turing de haber seguido vivo y en plenas facultades. Alguien con un futuro tan brillante y prometedor, que se vio solo, aislado y abandonado a su propia suerte.

¿Cómo sería nuestro futuro si Alan Turing no hubiese sido condenado? ¿A cuántos científicos, pensadores, escritores, pintores “hemos” perseguido, encarcelado y asesinado por esto? ¿Qué hubiese sido de figuras como Lorca, Oscar Wilde o Fran Kamey si hubiesen podido ser libres?

Aunque la situación ha mejorado desde entonces, aún queda mucho camino para conseguir la igualdad entre homosexuales y heterosexuales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Suscríbete a nuestro newsletter!
Suscríbete