Noticas y secretos del Arte Callejero

Aunque su nombre no lo indique, el Arte Callejero es una vertiente artística que mueve muchísimo dinero dentro del Mercado de Arte. Les contaremos acerca de la inversión de 50.000 euros que hizo el gobierno belga para realizar el grafiti más grande de Europa y también el último descubrimiento del Arte contemporáneo: la identidad del famoso -y hasta entonces incógnito hombre del grafiti- Bansky.

El arte urbano es ya un atractivo en muchas ciudades como Berlín

El arte urbano es ya un atractivo en muchas ciudades como Berlín

El arte urbano es ya un atractivo en muchas ciudades como Berlín

Todo comenzó en una parada de tren llamada DeWand en la ciudad de Laken al noreste de Bruselas.  Al costado de esta parada está situado un mural realizado por 60 artistas callejeros que fueron organizados el año pasado por la ONG Tarantino para realizar dicha obra. Aquel acontecimiento devino en una gran obra colectiva 1500 metros cuadrados, característica del Arte Callejero de dicha ciudad.

Tras la gran aceptación del público, fue el gobierno belga quien decidió apoyar el acontecimiento artístico conminando a la ONG Tarantino para que reuniera a los 60 artistas que realizaron el mural original e invitarlos a que realizaran una ampliación del mismo que medirá 4.500 metros. El gobierno, que está promocionando el acontecimiento a nivel mundial como la realización del mural más grande de Europa, costeará la realización con casi 50.000 euros.

Los artistas comenzaron a trabajar la última semana de julio y la inauguración del mural se prevé para los primeros días de septiembre. Se aclaró a la población que se utilizarán sprays que no contengan ozono y que se reciclarán otro tipo de materiales con el fin de contemplar las reglas de protección del Medio Ambiente.

La identidad de Bansky
El arte de “Bansky” se reparte entre ciudades inglesas, norteamericanas y australianas. Las obras callejeras firmadas por el artista están cotizadas en cientos de miles de dólares y su rúbrica es la marca registrada de las mismas.

Hasta mediados del 2008 la verdadera identidad de Bansky permanecía oculta pero Mail on Sunday anunció recientemente la verdadera identidad del enigmático artista. Tras investigar la identidad de una persona fotografiada junto a una botella de spray hace cuatro años, los periodistas británicos aseguran que se trata de Bansky, quien  en realidad responde al nombre de Robin Gunningham y que nació en Bristol por el año 1974.

Esta información coincide con la sospecha preexistente de la procedencia de Bansky ya que en Bristol se encuentran sus primeros grafitis pertenecientes al movimiento de Arte Callejero surgido en dicha ciudad a finales de la década del ochenta.

La contradictoria obra de Bansky
Como decíamos al principio, es su firma lo que permite distinguir sus obras entre el cúmulo de Arte Callejero de las ciudades que él frecuenta. A su vez, su estilo varía de una obra a otra así como las temáticas a las que recurre.  Aunque la temática del autor siempre está teñida de política, éste no siempre la aborda desde un mismo ángulo: a veces lo hace con humor, otras con ironía y otras sencillamente desde el absurdo.

En el artículo inglés se hace clara referencia al hecho de que aunque su arte contiene variopintas denuncias sociales, procede de una familia de clase media alta. Esta no es la única contradicción planteada entre el artista y su obra. Aunque Bansky pregone estar en contra del sistema, lo cierto es que sus obras están por dentro del Mercado del Arte y siendo subastadas a precios de considerar. El año pasado, sin ir más lejos, vendió una pintura por más de US$ 500.000.

Cuando el Arte Callejero deja de serlo
Me parece importante aclarar que cuando el grafiti  pasa a ser una actividad altamente remunerada o subvencionada por el Estado, pierde su esencia de Arte Callejero.

Cuando un medio de expresión artística como el grafiti -que tiene raíces callejeras y que generalmente es utilizado como denuncia social- pierde su carácter contestatario, automáticamente deja de ser Arte Callejero y pasa a ser una práctica artística más, enmarcada dentro del Mercado del Arte, y que únicamente comparte con sus raices una técnica de trabajo.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Suscríbete a nuestro newsletter!
Suscríbete