Consecuencias de dejar el estudio para el último día

Desde la redacción me animan para que escriba consejos a los estudiantes, pero dado que yo en ningún momento de mi existencia fui una alumna modelo no se que tal se me dará esto. Sin embargo, puedo decir con orgullo que a pesar de no ser una chica de dieces, mientras los demás estudiaban es septiembre yo me bañaba en la piscina. Soy una chica de las que siempre acaban librándose de las segundas convocatorias.

En este post debo advertir que sólo puedo hablar desde mi propia experiencia. Entiendo que el estudiante de medicina se ría si le digo que no hace falta asistir a las clases prácticas y que el de derecho lo haga igual si le digo que tampoco tienes que estudiar desde el primer día que empieces las clases. Sin embargo, para todos ellos existen pequeños truquillos con la diferencia de que unos los tendrán que poner en práctica antes que otros. En cualquier caso dejar el estudio para el último día siempre trae sus consecuencias.

Seamos sinceros: el día del examen llegará

De todo, menos estudiar

Organizar el estudio es importante

¿Qué el examen es dentro de dos semanas? Puf, tengo tiempo de sobra, mañana empiezo, pero hoy me lo tomo libre. Si tuviese que contar todas las veces que he dicho eso…Y nunca funciona. Al día siguiente sigues pensando que tienes tiempo de sobra y poco a poco el tiempo se va acabando. Llega el día de antes del examen y relax, total, todavía tienes toda la noche por delante. ¡Mentira!A las cuatro de la mañana acabarás dejando los apuntes a un lado porque de todas maneras vas a suspender y entonces, ¿para qué? Lo que debemos es evitar esperar hasta el último momento porque sin duda el día del examen llegará, por muy lejos que parezca que está. Las horas pasan y los días también y siempre aparecen cosas importantes que hacer y que no puedes dejar pasar por nada del mundo. Cosas que llevas sin hacer durante tres meses y que ahora parecen más que urgentes.

Organizar el estudio es lo primero

Para realizar un buen plan de estudio deberás repartir tu tiempo según el temario del que dispongas. Sin duda, lo primero es tener todos los apuntes completos más cualquier extra que se incluya, como lecturas, artículos, informes, etc. Hasta que no dispongas de todo el material ordenado por fecha no serás capaz de ponerte a estudiar de forma centrada. Si ordenas lo que tienes que estudiar antes de ponerte a hacerlo, el estudio será mucho más productivo.

Por otro lado, tus amigos o compañeros de clase no deben influir en tu planning. Deje de estudiar muchos días porque aquella amiga con la que había quedado para ir a la biblioteca al final no podía y yo no quería estudiar sola, así que acababa dejándolo.

Crearte un horario para cumplir es algo esencial, pero más importante aún es cumplirlo estrictamente. No debes dejar que las fuerzas de la naturaleza se entrometan en el camino hacia tu aprobado.

Así que desde aquí os mando ánimos a todos, que estamos todos contando los días para poder salir de fiesta y celebrar que por fin, los exámenes de febrero se han terminado y nos despedimos hasta junio (o eso esperamos).

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Suscríbete a nuestro newsletter!
Suscríbete